lunes, 13 de febrero de 2012

La deuda










Un poco más. Gritaba Micaela con su vientre blanco.

Mucho calor y la protesta comenzaba a quitarse remeras y pudores.

Resistían. Entre empujones. Qué importaban mujeres en corpiño y hombres de torso desnudo. Valía el corte de la ruta, el impedir que siga la minera a cielo abierto, a venas de cianuro filtrándose en el agua rematándola y muriendo en bocas explotadas la montaña.

El pueblo morirá con ellos dentro, con sus bocas también abiertas por un hambre tóxico. Resisten la represión. Resisten por respetarse. Por preservar.

Por ser ellos y uno la piedra, los montes, los pájaros, el río, sus hijos y el puro viento.

La mayoría son de tez oscura y curtidos por el sol, la altura y el jornal en cada surco. Parecen al sacarse las ropas, pintados de lucha. Blanco en la parte del cuerpo que nunca se solea. Ahora se juegan en la intemperie, ante la intemperie de quienes resuelven,adjudican, permisionan. Parecen fantasmas del pasado, que se levantan de sus antigales andinos.

Vienen como entonces a demandar lo suyo. Las voces aumentan a la par, estos los del corte, aquellos los ancestros; reclaman conservar la mística

tierra, que como hermanos, se dan de comer mutuamente y aún les pertenece. Todos saben cuidar.

Un suelo de tumulto, un tumulto de humanos en el suelo, gases, disparos , detenciones.

Un poco más grita Micaela. Y ya los amontonan en un carro policial… No les daremos la licencia social para seguir…mascullan entre dientes dejando como un golpe regueros de esa frase haciendo eco en la montaña.

Abuela. Abuelo. Hincada ante la luna Micaela convoca.

Esa noche una hilada de tribus originarias, íntegras invulnerables; descienden del camino del inca, ascienden desde los valles calchaquíes. Intactas, aún no conocen la conquista ni la voz del evangelio; que arrinconen sus predios, su cultura y sus creencias. Parados frente a los socavones estallados, el Círculo. Bajo la luna silenciosa emerge pachamama.

Todo se cierra entre brumas. Los camiones de explosivos como una caravana de marionetas del futuro alzan vuelo.

A la mañana siguiente, todo es estupor mientras son liberados los manifestantes. El entorno geográfico aparece tan virgen como siglos atrás. Las autoridades centrales de la provincia junto a los foráneos dueños del usufructo, no logran explicar que hacen los camiones de una mina que no existe, posados en el techo del edificio de la gobernación; temblando a punto de explotar.

Micaela se extiende sobre la tierra y agradece.


12 comentarios:

BELMAR dijo...


Belleza
para ti,
saludos.

mabel casas dijo...

gracias belmar
esta bueno recibir Belleza
y hoy me la quedo como un mimo en mi cumple
saluditos

Juan Manuel Cáceres dijo...

Hermoso y terrible. Todo lo necesario para moverse.

mabel casas dijo...

juan manuel

gracias por pasar y decir
es hora demoverse, sí!


saludos

Colombina dijo...

¡Qué difícil momento de protestas reprimidas!

mabel casas dijo...

colombina

difícil, por donde se lo mire
me pregunto si el fin justifica los medios,no me intresa perder nuestras riquezas naturales, que por algo están entramandose en la tierra,por la vida de nuestros sucesores y de la tierra misma
como lo de la vela , la leña,la carta que decíamos ayer...
dejándo de lado la explotación descabellada a favor de unos pocos lejos de aquí, con emprendimeintos mínimos métodos no invasivos podrían subsistir muchas más personas conciudadanas, tener trabajo y preservar todo ser vivo
aún la montaña vive también

hay casos similares en otras explotaciones o emprendimientos, que deben reveerse a su vez, que tienen peligros latentes o ya comprobados

Colombina dijo...

Celulosa hace años que contamina el río Paraná, nadie nunca dijo/dice nada.
En San Juan están contentos porque hay trabajo, no piensan en el futuro, piensan en comer hoy.
Cada cual cuida su quintita, mucho egoísmo.

mabel casas dijo...

colombina

fe de erratas en mi respuesta anterior:
quise decri "NO SOLO ME INTERESA POR QUE SE PIERDEN NUESTRAS RIQUEZAS NATURALES, que por algo están entramandose en la tierra, sino tambien por la vida de nuestros sucesores y de la tierra misma

Respecto a tu segundo comentario
es cierto la celulosa del Alto Paraná tambien contamina,tengo entendido que han invertido capitales chilenos en ella, he oído hace varios años ya portestas y marchas de pobladores cercanos, ya algunos con problemas de salud por su causa, la cosa es que se tomen medidas que es de lo que no se habla
en san juan; el interés es para las arcas de pla provincia y de la companía canadiense, se por personas que lo han conprobado por sus propios ojos que hay varios pueblos fantamas, con agua contamina, el trabajo es para pocos y la mayoría no son sanjuaninos; si muy lindo el asfalto y la parquización que hicieron...pero solo para el que pasa en turismo no hicieron nada para mejorar la calidad de vida de esos pobladores
por eso hay que aún desde lo literario denunciar...y en el boca a boca también , y en todo modo que se pueda...
besos

Mucha de la Torre dijo...

Me ha encantado tu blog

Ŧirєηzє dijo...

por desgracias...en estos tiempos convulsos y revueltos..e.stas escenas se repiten casi a diario por el mundo...
buen texto...

un abrazo

mabel casas dijo...

mucha de la torre

gracias por pasar leer y dejar huella
mis cariños

mabel casas dijo...

firenze

tenés razón , repiten tan global como global son los abusos
quizás logremos que global sean los reclamos y los cambios
gracias por leer y decir sobre el cuento

un abrazo